A despegar con Boeing

A despegar con Boeing.

Para la compañía aeroespacial más grande del mundo, The Boeing Company, sus acciones recién acaban de llegar a un nuevo máximo histórico en el valor de sus acciones, un hito importante para la compañía fundada en Seattle en 1916. Aunque por ahora el mercado de acciones se encuentra atravesando un panorama altamente complejo, esta parece ir levantando la mano para volverse una compañía perfecta para que los inversores empiecen a localizarla en el radar en los años que se vienen.

La compañía actualmente forma parte del índice Dow Jones, es una de las más longevas que existen en su ramo y esto no es obra de la casualidad, puesto que desde que se fundara la compañía en 1916 ha venido desarrollando tecnología altamente útil. En lo que llevamos actualmente del 2019, las acciones de la compañía Boeing son las que mejor desempeño han mostrado entre las que forman parte del Dow Jones Industrial, logrando superar de amplia manera a compañías de la talla de Apple, Microsoft y Goldman Sachs, entre otros.

Boeing, tiene una amplia variedad de segmentos en la industria aeroespacial en los que compite: Así, en el segmento de Aviones Comerciales tiene a su avión insignia el Boeing 777, mientras que en Aviones de Defensa cuenta con el modelo FA-18 (siendo el gobierno de los Estados Unidos, el principal contratista de este tipo de aeronaves) y de igual manera cuenta con el desarrollo de sistemas de Seguridad Espacial. Actualmente, el mercado aeroespacial viene siendo liderado tanto por Boeing como con su par Europeo, Airbus; no obstante, pese a ir casi al parejo en el mercado, la firma estadounidense es la que más proyección parece tener ahora en el futuro por venir para la industria y es que aunque el año pasado, Airbus logró superar por primera vez las 800 unidades vendidas en el segmento comercial al que se dedican, Boeing se mantuvo posicionado como el líder en ventas aunque esto sólo lo logró con la venta de seis unidades más que su competencia.

Tan sólo entre estas dos compañías, se reparten el 82% del total de aviones empleados por todas las compañías de transporte aéreo en el mundo. Sí bien, existen todavía algunas aerolíneas que manejan contratos de exclusividad con una u otra compañía, como en el caso de Spirit y Frontier que sólo emplean unidades de Airbus, mientras que Southwest únicamente trabaja con Boeing, la mayor parte de aerolíneas no tiene problemas en adquirir unidades de las dos compañías para de esta forma conformar su flota.

Luego de haber alcanzado un crecimiento en sus ventas del 5,6% para el 2018, Boeing no parece dejar que Airbus le gane cuota de terreno y es que en este momento se encuentra en negociaciones con Vietnam Airlines para poder ampliar una orden de compra de 50 unidades B737MAX hasta las 100 unidades de esta familia; lo relevante en esta situación es que la aerolínea asiática en un principio tenía compuesta su flota con la mayoría de aviones de Airbus, por lo tanto un cambio en favor de Boeing terminaría por causar un desbalance en la participación de mercado en favor de la compañía norteamericana. No conforme con esta disruptiva en Asia, Boeing también planea fusionarse con la compañía brasileña Embraer, aunque faltan algunos detalles que pulir antes de que se pueda dar esta fusión, si todo prospera su participación en el mercado podría aumentar entre 1,5% al 2%.

En el sector de defensa, su avión FA-18 compite con el F-35 de Lockheed Martin y ahora se encuentra en negociaciones con el gobierno alemán para reemplazar su flota de F-35 dados, los problemas que presenta.